autor:

(en Google+)

27 junio 2009

Los mas ricos del mundo

Todos los años Forbes publica la lista de las personas más ricas del mundo, `por cierto, casi todos hombres.
Es interesante ver como va el ranking en momento de crisis como ahora.

Los tres primeros puestos siguen siendo de los conocidos Bill Gates, Warren Buffet y Carlos Slim, que suelen alternarse la cabecera según el año, y interesante es ver que el cuarto puesto es para el fundador de Oracle, Lawrence Ellison, y el quinto para la familia Kamprad, dueños de IKEA, sin embargo entre Karl y Teo Albrecht, duños de ALDI, suman más que Warren Buffett.
Sorprendente que una cadena de alimentación barata esté tan arriba.

Por supuesto mencionar a Amancio Ortega, nuestro supermillonario español, dueño de la mayor parte de Inditex.

Veamos la clasificación de marzo de 2009:

Puesto Nombre Fortuna en dólares $
País de ciudadanía / residencia
1 William Henry Gates 42.000 millones de dólares
Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos
2 Warren Buffett 37.000 millones de dólares Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos
3 Carlos Slim 35.000 millones de dólares
Bandera de México México
4 Lawrence Ellison 22.500 millones de dólares (-) Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos
5 Ingvar Kamprad y familia 22.000 millones de dólares
Bandera de Suecia Suecia
6 Karl Albrecht 21.500 millones de dólares
Alemania
7 Mukesh Ambani 19.500 millones de dólares (-) Bandera de India India
8 Lakshmi Mittal 19.300 millones de dólares
Bandera de India India
9 Theo Albrecht 18.800 millones de dólares
Alemania
10 Amancio Ortega 18.300 millones de dólares
Bandera de España España
11 Jim Walton 17.800 millones de dólares
Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos
12 Alice Walton,Christy Walton,S Robson Walton 17.600 millones de dólares (-) Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos
13 Bernard Arnault 16.500 millones de dólares
Bandera de Francia Francia
14 Li Ka-shing 16.200 millones de dólares (-) Bandera de Hong Kong Hong Kong
15 Michael Bloomberg 16.000 millones de dólares
Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos
16 Stefan Persson 14.500 millones de dólares
Bandera de Suecia Suecia
17 Charles Koch,David Koch 14.000 millones de dólares
Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos
18 Liliane Bettencourt 13.300 millones de dólares
Bandera de Francia Francia
19 Príncipe Alwaleed Bin Talal Alsaud 13.300 millones de dólares
Bandera de Arabia Saudita Arabia Saudita
20 Michael Ottoy su familia 13.200 millones de dólares
Alemania

21 junio 2009

LLEGA LA DEFLACIÓN? O NO LLEGA?


Se puede leer y oír a políticos y economistas diciendo que no preveen que entremos en deflación técnica, o sea persistente. Para que se considere deflación debe durar al menos 6 meses. Pero no nos dicen en que se basan para decir eso, cuando vemos que muchas cosas están cada vez más baratas y otras no, confundiéndonos y haciéndonos dudar.

Pues para salir de dudas os adjunto un gráfico muy clarificador. Con 110 euros de ahora compramos lo mismo que con 100 en 2005.


Ciertamente se aprecia que realmente hemos estado en deflación desde mitad de 2008 hasta principio de 2009, pero que llevamos casi todo lo que llevamos de año con inflación positiva. La inflación interanual, que es la que normalmente nos cuentan, es ahora negativa pues hace un año el índice marcaba un valor mayor que ahora, pero dicha diferencia negativa se ve que va a ir disminuyendo mes a mes. Seguirá negativa hasta dentro de unos meses, pero será positiva, y para febrero de 2010 ya tendremos informes de inflaciones interanuales equilibradas a la realidad, siempre y cuando este índice de precios siga subiendo, claro.

Me temo que el precio de los combustibles es la clave. La subida de los últimos meses ha marcado esa subida que vemos en el gráfico.

Lo peor de esto es que pronto el BCE va a empezar a volver a preocuparse por la inflación y a volver a subir los tipos de interés, y con ello subirá el euribor y volverán las dificultades para pagar los préstamos, que empezaban a suavizarse gracias a tipos bajos.
Me temo que para febrero de 2010 volveremos a tener tipos de interés normales, lo que puede ser un euribor en torno a un 4 %, punto más o punto menos según suba o no el precio del petróleo.

Esperad unos meses y viereis.

20 junio 2009

La balanza de pagos, el déficit comercial y la crisis

Hace años que observo con asombro nuestro déficit comercial, o mejor nuestra déficit de cuenta corriente en la balanza de pagos. España lleva muchos años con una balanza de pagos negativa, de modo que entre exportaciones de bienes y de servicios, incluido el turismo, no cubrimos nuestras importaciones.
El resultado es una salida continua de dinero fuera de España que drena la economía española. Pero si no para de salir dinero fuera de España eso produciría tarde o temprano un problema. Simplemente no habría suficiente dinero en el país para el comercio habitual y la economía se frenaría. Evidentemente hay mecanismos compensadores, por ejemplo la entrada de capitales externos a España, ya sea como inversión para comprar empresas o pisos o sea simplemente como préstamo a los bancos españoles. Ese dinero entre en el sistema y fluye manteniendo nuestro poder adquisitivo o incluso aumentándolo.
Además está el proceso de creación de dinero habitual que va proveyendo de dinero al país. Los últimos años la bajada de tipos de interés que hemos vivido ha producido un efecto de creación de dinero vía endeudamiento sin precedentes en décadas anteriores, que ha proporcionado a España un dinero disponible para consumir crecer económicamente tan grande que ha llevado a España a tener un PIB que nos ha puesto entre los países más desarrollados del planeta.
Lo hemos pagado con una inflación relativamente alta, pues era más alta que en el resto de la zona euro, pero ha sido realmente útil para compensar con creces nuestros déficits brutales en nuestras balanzas de pagos.

Pero tarde o temprano este proceso de endeudamiento creciente y sin fin tenía que llegar. Por ejemplo cuando los tipos de interés dejaran de bajar debía producirse un freno en dicho aumento de deuda. Algunos pensaban que no tenía por qué ser así y que el proceso podía seguir indefinidamente, que los inmigrantes que llegaban a España se endeudarían a su vez continuando el proceso. Pero de pronto, cuando los tipos de interés ya estaban cerca del límite mínimo se produjo el proceso que pinchó la burbuja. La burbuja de deuda.

El petróleo ha llegado a su cenit de producción. Se esperaba que a partir de 2010 la cantidad de petróleo extraído en el mundo solo podía ir disminuyendo progresivamente, pero parece que dicho cenit de producción se ha adelantado y se ha producido en 2008. Esta escasez de petróleo y la especulación que llevó hizo que el petróleo subiera imparablemente durante 2007 y parte de 2008 de modo que llegó a costar unos 150 $ el barril.

Este aumento progresivo del precio de la energía hizo que la inflación fuera más alta de lo normal y que los bancos centrales subieran los tipos de interés bastante rápidamente, sobre todo en Estados Unidos. Esta subida de tipos de interés provocó una morosidad muy elevada, pues los tipos de interés subieron en USA del 1% a un 5%, que llevó al sistema financiero americano casi a la quiebra, y con el proceso de titulización de hipotecas y venta de dichos títulos por todo el mundo, junto a la subida de tipos en todo el mundo, también ha puesto en jaque a todos los bancos de Europa y Japón.

Esta crisis financiera ha provocado que el flujo de dinero hacia España se interrumpiera, haciendo que los bancos limitaran sus préstamos y por lo tanto el proceso de creación de dinero, lo que junto a la menor capacidad de endeudamiento de las familias españolas por ser los tipos mayores, llevó a nuestro país a una reducción de consumo brutal, empezando por la construcción que había llegado a cotas irreales. Con el descenso de compras de pisos empezaron los despidos en la construcción, y con el aumento del paro un descenso de consumo aún mayor. Empezaba una reacción en cadena: menos consumo-más paro-menos consumo-más paro....

AL principio se esperaba que el sector exterior y el turístico se mantuviera y por lo tanto la balanza de pagos mejorara. Nuestro desequilibrio secular iba a ser compensado y algunos hablaban de "sana depuración de la economía". Pero la crisis de consumo también llegó a nuestros países vecinos, a quienes exportamos, a los turistas que tenían que venir a España. Esta crisis de consumo internacional, que se puede apreciar en el índice de comercio mundial decreciente indicado por el Baltic Dry index, hace que nuestras exportaciones caigan en picado.


En el siguiente gráfico se ve la evolución del Baltic Dry Index y del petróleo (CL) superpuestos.
Así, si bien nuestras importaciones han caído mucho, también lo han hecho nuestras
exportaciones.



En otras ocasiones en que España estuvo en grave crisis, se salió de esta gracias a devaluaciones de moneda que favorecieron las exportaciones y el aumento del turismo, que produjeron unas entradas masivas de dinero que reactivaron la economía. Pero ahora estamos en el euro, y esta es actualmente la moneda más fuerte del mundo. No va a haber devaluación con respecto a nuestros vecinos cercanos, pues también tienen como moneda al euro, que son nuestros principales clientes, y pocas posibilidades hay de que la haya con el resto del mundo a no ser que el euro se desplome internacionalmente por algún motivo sorpresa.

Para salir de esta crisis necesitamos entrada de dinero externo. No podemos seguir endeudándonos sin parar pues nuestro nivel de endeudamiento está casi al límite y los tipos de interés en mínimos. Sólo nos queda importar menos y exportar más. Lo primero ya lo estamos haciendo, en parte gracias a unos precios bajos del petróleo que ha caído drásticamente por el descenso de consumo mundial, pero lo segundo, eso de exportar más, no lo estamos haciendo. Nuestras exportaciones caen también por el descenso de consumo mundial. Nuestro consumo interno debe seguir bajando, lo que en principio producirá más crisis, pero saldremos de esta cuando las exportaciones vuelvan a aumentar, cuando el consumo de nuestros países vecinos aumente. Dependemos de ellos y son nuestra única esperanza.

El Baltic Dry Index indica un aumento del comercio mundial desde principios de año, pero va unido a un aumento del precio del petróleo. Necesitamos que nuestras exportaciones aumenten y que nuestras importaciones no se disparen simultaneamente. Si lo logramos entraremos en una nueva etapa de nuestra economía, una etapa de equilibrio, sin boom urbanístico, de crecimiento sano. Y si encontramos el modo de exportar más, saldremos antes del hoyo y viviremos un nuevo periodo de bonanza.

EL gobierno ha intentado frenar el deterioro de la economía mediante gasto público, pero eso tiene un límite pues la deuda pública se dispara, y ese límite se acerca. Estamos solos y tenemos que ganarnos el futuro.

04 junio 2009

Toca al BCE inyección real de dinero.

La compra de bonos por parte del banco central es una de la formas "no ortodoxas" de inyectar dinero al sistema que ya están haciendo la FED y otros bancos centrales, pero faltaba el BCE.

Ya toca

http://www.invertia.com/noticias/noticia.asp?idNoticia=2160821

"El Banco Central Europeo (BCE) comprará de forma directa bonos garantizados, tipo cédulas hipotecarias, denominados en euros tanto en los mercados secundarios como primarios. "

El proceso continúa y vamos quemando cartuchos en la tarea de proveer de dinero al sistema. El mundo se ha acostumbrado a que la masa monetaria crezca sin parar y no sabe vivir sin ello. La economía se para sin crecimiento monetario. El objetivo parece claro, crear inflación y mantener en marcha el consumo. El riesgo, hiperinflación. La alternativa si no se hace nada, depresión.

El futuro dirá.

y en facebook: